top of page

Las contradicciones económicas del sistema eclesial evangélico



Por favor esto que escribo no es visceral o por resentimientos, es mi propia reflexión y vivencia desde lo que sufrimos en Comunidad Cristiana Shalom en lo interno económicamente, como en nuestro acompañamiento a Iglesias y Pastores por más de 22 años.


Qué irónico mientras el Matrimonio Maldonado seguido y aclamado por miles se disputan la repartición de bienes y una capital Cash de 120 millones de dólares, habemos otras Iglesias que vivimos en numeros rojos siempre y lo que disputamos es cómo repartir comida a gente en extrema pobreza.


Mientras Iglesias prestan sus millones a prestatarios, y mientras otras gastan millones en lujosas tecnologías, otras Iglesias cierran sus templos porque no pueden pagar sus alquileres.


Entre tanto un famoso pastor compra un jet privado, otro un traje de miles de dólares, otro saca de la agencia donado un carro del año, tengo pastores, que no tienen ni una bicicleta para ir a ver a su gente, usan ropa desgastada por los años y su familia tiene hambre, otros anhelan poder tener una semilla para hacer un emprendimiento.


Instituciones e Iglesias nominadas cristianas tan lucrativas que acumulan millones de réditos, y su generosidad la solapan con migajas que extraen de donantes pero nunca tocan sus jugosas cuentas bancarias. Han burocratizado la generosidad.


He tocado las puertas de las mega Iglesias y de lujosas instituciones, como de cientos de Iglesias y denominaciones pidiendo que hagamos una Comunidad de Iglesias Hermanas y que sin nombres de nadie vayamos a ayudar a cientos de Familias pastorales e Iglesias en necesidad, pero su respuestas siempre son “ vamos a orar” o “ mi nombre saldrá en la donación”, “ pastor Roy, le llamo luego” y en otros casos “ nosotros ayudamos a nuestras Iglesias bajo la cobertura de la denominación x”. Y en su mayoría en comprobado que es falzo.


Ya aparecerá quien tilde esta publicación de sanguinaria al cuerpo de Cristo, o de provocación a la crítica, pero lo que aquí expongo es una realidad a la luz pública, de la cual se habla a todas voces.


De seguro desde la vista de los ricos y famosos, nosotros los de abajo, no tenemos riquezas, donantes generosos ni abundancia en recursos por falta de fe, falta de Uncion o quizá sea culpa de la zona donde nos colocaron a servir, hasta llegarán a pensar que es por pecado que no tenemos suficiente.


Y finalmente tengo/tenemos toda la autoridad moral y ética de reaccionar ante estas barbaridades porque son 22 años dando desde nuestros limitados recursos ayudas a pastores e Iglesias específicamente, sin esperar ni condicionar nada a cambio. Aunque de esto nadie hable.


Los tesoros acumulados en cuentas bancarias o recursos empolvados en bodegas que hieden de egoísmo e indiferencia, serán elocuentes testimonios en contra para muchos lideres de Iglesias y de Instituciones.

Nosotros podemos hacer más que palabras o hacer críticas, la únicidad en la misión es poderosa.


Bueno termino de escribir, porque a las 6: am tenemos que ir a ponernos las botas de hule para ir a labrar la tierra, limpiar terrenos para sembrar, para ver si

podemos generar recursos y así ayudar más.

304 visualizaciones1 comentario

댓글 1개


samuel.villaseca
samuel.villaseca
2021년 2월 23일

Muy acertado su comentario mi hermano. Pareciera que esos líderes que lucran con la palabra nunca han leído o entendido lo que dice mateo 10: 7 - 10.

좋아요
bottom of page